Comecocos el adivinador del amor en los colegios de Guatemala

Por Guatemala.com

(Foto: @ppminie95)

¡Comecocos, adivinador, sapito o comepiojos! Sin importar el nombre, los guatemaltecos disfrutaron de esta manualidad en su niñez, usándolo de diferentes formas

(Foto: Guía infantil)

En principio, este papelito se utilizaba como un método de enseñanza para aprender a hablar, multiplicar o deletrear para los más pequeños. Pero, durante los recreos, los estudiantes transformaban este material en un adivinador del futuro.

(Foto: Estefanía Sánchez Martín)

Era bastante común encontrar a niñas tratando de descubrir con qué niño de la clase se casaría, si tendría muchos hijos o si quedaría soltera para toda la vida. Mientras que los niños decidían con quién jugar chamusca, quién pasaría la tarea o seguir el ejemplo de las niñas.

(Foto: Aula Hospitalaria)

Para crear uno, necesitarás una hoja de papel. Se doblará por la mitad hasta formar un rectángulo y se marcará la línea con los dedos, para después desdoblarlo. Se volverá a doblar el papel por la otra mitad, de forma que queden marcadas dos líneas en forma de cruz.

(Foto: Wikiwoh)

Al tener ambas líneas, se tomará una esquina del papel y se doblará hacia adentro hasta llegar al centro. Repetir este proceso don las demás esquinas y formar un cuadrado pequeño. Nuevamente, repetir este proceso con las esquinas hasta tener otro cuadrado más pequeño.

(Foto: Wikiwoh)

Se doblará por la mitad y de nuevo por la mitad hasta convertir el cuadrado en algo más pequeño, marcando bien los dobleces. Finalmente, se desdoblará el cuadrado más pequeño y ya podremos abrir las pestañas para terminar de darle la forma.

(Foto: PapirOrigamiMakers )

Inserta tus dedos en las cuatro cavidades inferiores. Luego, abre y cerrar gentilmente, pidiéndole a los jugadores que elijan una de las opciones de la primera ronda. Según las reglas, cuando se tenga una opción final, se abrirá el comecocos y se leerá el mensaje.