Horacio Llorens, el atleta de Red Bull que eligió a Guatemala para imponer un récord mundial

Deportes extremos

Nuestros padrinos
MAX Claro

Horacio Llorens, el atleta de Red Bull que eligió a Guatemala para imponer un récord mundial

Deportes extremos | Por: Juan Diego | Actualizado el:
Horacio Llorens, el atleta de Red Bull que eligió a Guatemala para imponer un récord mundial

Horacio ya tiene en mente cuál será su siguiente proyecto en Guatemala. (Foto: Cortesía de Horacio Llorens)

Conoce al español Horacio Llorens, el atleta de Red Bull que eligió Guatemala para imponer un récord Guinness de parapente acrobático en el 2012.

Los paisajes y las impresionantes vistas que ofrecen los rincones de Guatemala son algunas de las razones por las cuales personas de diferentes partes del mundo se enamoran del país. Tal es el caso de Horacio Llorens, un atleta patrocinado por Red Bull que eligió a Guatemala como el destino perfecto para imponer su récord mundial de parapente acrobático.

El deportista español es considerado como uno de los mejores pilotos de parapente en la historia, deporte extremo en el que se ha proclamado campeón del mundo en al menos 6 ocasiones.

(Foto: Cortesía de Horacio Llorens)

Su vinculación a Red Bull lo ha llevado a conocer más de 50 países alrededor del mundo. Sus aventuras son innumerables, pero si existe un destino que ha marcado momentos únicos en la carrera profesional de Horacio, es Guatemala.

El español ha tenido la oportunidad de visitar el país en al menos tres ocasiones. Sin duda alguna, la más especial fue en el 2012, cuando impuso el récord mundial de Infinity Tumbling.

(Foto: Guatemala.com)

Tuvimos la oportunidad de entrevistar en exclusiva a Horacio Llorens, quien nos contó la razón por la que escogió Guatemala para establecer el récord y también comentó otras experiencias en el territorio nacional.

Guatemala, el destino perfecto para el récord mundial de parapente

Fue en su segunda visita cuando el piloto español decidió batir una marca que pocos se atreven a superar. El Infinity Tumbling consiste en una maniobra en la que el piloto pasa sobre la vertical de su vela haciendo loopings —vueltas— de manera consecutiva.

En otras palabras, el piloto gira sobre sí mismo con el parapente, con el objetivo de completar varias vueltas consecutivas mientras desciende por los aires.

(Foto: Red Bull)

En esa ocasión, Horacio debía de superar las 375 vueltas que en su momento logró el estadounidense Max Marien. Según indicó el español, se tenía acostumbrado que los Alpes fuera el destino para batir el récord.

Pero para el atleta patrocinado por Red Bull, su hazaña era más que solo dar vueltas. Él quería un lugar para crear una historia que envolviera el récord.

Fue por esta razón, por la que Llorens puso la mira en Guatemala: «Yo quería cambiar de escenario, llevarlo a un sitio donde el paisaje fuera exuberante y espectacular, para que fuera una imagen bonita que quedara en la retina del público».

(Foto: Red Bull)

Su relación con la cultura maya

El lugar escogido por Horacio fue el sitio arqueológico Tak’alik Ab’aj, en el municipio El Asintal, en el departamento de Retalhuleu. La elección del destino no fue casualidad, pues la fecha en la que decidió batir el récord fue nada más y nada menos que para el Baktún 13, el 21 de diciembre de 2012.

«Escogí la historia del Baktún 13, ya que era una fecha mal interpretada por el resto del mundo, se pensaba que era apocalíptico, no que era un cambio de época» fue lo que comentó el español sobre su aventura en un día tan especial en el calendario maya.

Horacio estaba consciente lo que implicaba saltar sobre un lugar sagrado, por lo que previo a concretar su hazaña, decidió participar en un ritual maya como acción de respeto hacia la cultura: «la idea del ritual, era hacer el récord con respeto. Iba a saltar encima de un templo maya y en un día muy especial para la cultura maya».

(Foto: Red Bull)

Era la primera vez que Horacio participaba en una ceremonia, por lo que le impresionó lo vistosa que era. También le ayudó a dar por concluida su preparación para ir por el récord: «Fue una manera bonita de prepararme, yo lo había hecho físicamente y psicológicamente, pero el ritual me ayudó a sentirme más fuerte».

¡Lo logró!

Y así fue, el atleta español concretó una hazaña nunca antes vista al completar un total de 568 vueltas para pulverizar el récord de Marien, por 194 giros. Horacio tuvo que saltar de un helicóptero a más de 6,000 metros de altitud para alcanzar la distancia necesaria y completar todas las vueltas.

(Foto: Red Bull)

En cada vuelta, el español perdía aproximadamente 10 metros. Según nos comentó Llorens, este fue el salto D-Bag más alto que se registró en esa época. A continuación te dejamos el video de este momento único de Horacio:

Otras visitas de Horacio Llorens

Vuelo sobre el Lago de Atitlán y Tikal

Su primera visita a Guatemala fue un año previo a imponer el récord mundial de Infinity Tumbling. En el 2011 Horacio arribó al país por primera vez, meses después de su vinculación con Red Bull.

En aquella ocasión, Horacio llegó a Guatemala luego que su compañero Thomas de Dorlodot le sugiriera grabar un video juntos, volando el Lago de Atitlán. El francés se encontraba en Antigua Guatemala estudiando castellano, por lo que Horacio no dudó en acompañarlo en esta aventura.

Ambos atletas de Red Bull vivieron un vuelo único sobre el conocido como el lago más bello del mundo. Su primera experiencia en el país no se quedó allí, ya que también tuvo la oportunidad de volar sobre las Pirámides de Tikal, en Petén.

(Fotos: Red Bull)

Vuelo sobre el volcán de Fuego y Acatenango

Mientras que la tercera y última visita al país del seis veces campeón del mundo de parapente acrobático fue reciente, en el 2019. En aquella ocasión viajó a Chimaltenango con la intención de vivir la sensación de volar sobre un volcán activo de cerca, específicamente el Volcán de Fuego.

Al igual que en las ocasiones anteriores, Llorens recibió el apoyo del guatemalteco Jankell Echeverría, quien lo ha acompañado en todas sus aventuras por el país.

(Fotos: Cortesía de Horacio Llorens)

Esto fue lo que comentó de su experiencia: «Viajé a Guatemala con la intención de volar directamente el volcán de fuego y tantear la turbulencia y masa de aire que hay cerca del cono y del cráter y sentir lo que sucede aerológicamente para un parapente».

Su aventura empezó desde el Volcán Acatenango, lugar del que despegó: «Subimos el volcán, hizo un día impresionante, había una masa de nubes, vista perfecta. Tuve la posibilidad de volar muy cerca de sentir la masa de aire, de sentirla segura».

Aquí te dejamos el video sobre su aventura en el volcán de Fuego:

Era la primera vez que volaba alrededor del cono de un volcán activo, un recuerdo que nunca olvidará: «Para mí es uno de los vuelos más bonitos de mi vida, no en distancia o paisajes recorrido. Si en ver algo único, espectacular mágico desde el aire. Lo considero como uno de los mejores vuelos de mi vida».

Proyecto en el volcán Pacaya

Para Horacio, su vuelo en el Volcán de Fuego solo fue una prueba para el siguiente proyecto que quiere ejecutar en Guatemala. Según lo comentado por el atleta español, quiere recrear el vuelo que llevó a cabo en el 2016, cuando voló de noche a través de las Auroras boreales.

Pero en esta ocasión, Llorens quiere cambiar de color y escenario, eligiendo el rojo de la lava. Y qué mejor vista que la que uno encuentra en el Volcán de Pacaya, donde de noche, se pueden observar los ríos de lava.

Si quieres estar al pendiente de las actividades de Horacio y su próxima visita a Guatemala, aquí te dejamos sus redes sociales:

Historia destacada